PT.png

Sesiones presenciales

Las sesiones se realizan una vez a la semana, y duran de 45 a 50 minutos. Durante la sesión, el paciente habla y yo lo escucho con plena atención y libre de juicios. De esta forma, puedo asociar e interpretar sus palabras para ayudarle a entender las partes de su inconsciente que influyen en su forma de vivir. A lo largo de las sesiones, el paciente se va conociendo más profundamente, le da nuevos significados a experiencias pasadas (y muchas veces dolorosas) y fortalece su salud emocional.

 

Hacer psicoanálisis es una experiencia extremadamente rica que te permitirá conocer todas tus facetas, toda tu luz y sombra, y aceptarlas como son. 

Sesiones en línea

La tecnología hoy en día permite que todos tengan acceso al psicoanálisis, sin importar dónde estén. Una opción alternativa a las sesiones presenciales son sesiones por videollamada, pues se pueden adaptar mejor a la rutina del paciente sin perder la calidad de las sesiones. La riqueza del psicoanálisis, su duración y la forma de hablar son las mismas que en la modalidad presencial. Lo único que se requiere es una conexión a internet que permita hacer videollamadas con buena calidad, y de preferencia buscar un lugar reservado o privado para tener la sesión en donde la persona se sienta a gusto.

Las sesiones por videollamada son una excelente opción para personas que no viven en la ciudad de Barcelona, que viajan constantemente, que quieren iniciar/continuar su análisis en temporadas de distanciamiento social (por ejemplo, por el COVID-19), entre muchas otras razones.